Páginas vistas en total

domingo, 25 de mayo de 2014

Entrevista sobre APS a Rosa Magallón


Esta entrevista forma parte de una serie realizada entre septiembre y diciembre de 2013 a 28 personas, buenas conocedoras de nuestra atención primaria. Hasta que no se recibieron todas ellas no se empezó su publicación semanal en este blog a partir de enero de este año. Más información aquí.

1) ¿Cómo describirías en menos de 300 palabras la situación actual de la atención primaria en España? Me gusta improvisar, así que voy a contestar sin meditar mucho, con mis percepciones y mi experiencia, sobre la situación actual de la atención primaria en España. Me parece que seguimos el mismo camino que está haciendo nuestro país. Vamos hacia atrás. La situación de la atención primaria antes de la crisis ya no era ninguna panacea. Pues desde el famoso decreto 137/84 de estructuras básicas de salud que marcó el inicio de la reforma sanitaria potenciando el papel de la primaria como eje del sistema, realmente nunca llegó a producirse en mi opinión esa consideración de la atención primaria como eje vertebrador, puerta de entrada al sistema, coordinador de la atención etc. La confianza y las expectativas puestas en la enfermería tampoco se han cumplido a lo largo de estos años, y muchas de las competencias que les son propias recaen muchas veces en los médicos de familia. De la misma manera que con frecuencia muchas de nuestras competencias que no son asumidas por nosotros recaen en los médicos de otras especialidades. De esta manera, tenemos en mi opinión una atención primaria menos resolutiva de lo que debería ser. Esta situación es fomentada en muchas ocasiones por la funcionarización de los profesionales que a veces olvidamos un aspecto esencial de nuestra profesión: somos médicos, estamos formados y nos pagan para prevenir, diagnosticar, tratar, acompañar y resolver los problemas de los pacientes en el nivel que corresponde. Y nuestro nivel, la atención primaria puede y debe ser altamente resolutivo. Seguimos sin resolver el eterno desencuentro con nuestros compañeros de otras especialidades que siguen sin conocernos (¡maldita formación pregrado que no nos da la importancia que merecemos!). Los recursos cada vez se van camino de las altas tecnologías. Y el atractivo del hospital sigue siendo alto, fomentado por los medios de comunicación,… y por nuestro propio sistema de organización que permite, por ejemplo, que un residente de primer año en la puerta de un hospital tenga más capacidad y poder de citar a un paciente a un especialista en el plazo que establezca que el propio médico de familia de ese paciente. ¡Vivir para ver! Respecto a la investigación, sin duda la situación ha mejorado en los últimos años, aunque la crisis ha llegado para quedarse, estancarnos y retroceder unos cuantos pasos de los andados. Malos tiempos para la primaria, si. Porque además se añade, con la crisis, una sensación de desánimo y de adocenamiento que está bloqueando una respuesta contundente de los profesionales ante lo que está pasando. Laissez faire.

domingo, 18 de mayo de 2014

Entrevista sobre APS a José Ramón Vázquez Díaz

 
Esta entrevista forma parte de una serie realizada entre septiembre y diciembre de 2013 a 28 personas, buenas conocedoras de nuestra atención primaria. Hasta que no se recibieron todas ellas no se empezó su publicación semanal en este blog a partir de enero de este año. Más información aquí.

1) ¿Cómo describirías en menos de 300 palabras la situación actual de la atención primaria en España? Toda situación puede ser analizada haciendo un mayor hincapié en los logros o por el contrario en lo que falta por lograr y siempre resulta más fácil sacarle los defectos a algo  o a alguien que destacar sus virtudes.
La primera visión posible centrada en los logros destacaría la modernización del primer nivel asistencial, con una mejora sustancial en la estructura de la misma, aportando elementos tecnológicos antes ausentes y personal de diversas disciplinas bien formado que participa en la formación especializada y en la de grado de diferentes profesiones, lo que le confiere un gran potencial. El enfoque poblacional con elementos de capitación y de responsabilidad sobre un grupo poblacional y no sólo sobre los consultantes. La extensión de la prevención de la enfermedad y la promoción de la salud es otro elemento muy destacado en nuestro sistema de atención primaria. La gran accesibilidad de entrada.
Si bien toda esa estructura y su enfoque de partida está cargado de posibilidades, después de 30 años desde el inicio de la reforma podemos observar una serie de elementos a mejorar entre los que destacaría la baja continuidad, una práctica centrada en la demanda, problemas de equidad, la medicalización, desigual acceso a recursos diagnósticos y terapéuticos, baja resolutividad, dificultades importantes para lograr que los equipos funcionen como tales, baja coordinación e integración tanto horizontal (intra-nivel), vertical  (inter-niveles) como intersectorial, escasa capacidad de generar conocimiento y bajo impacto en la formación de grado. Todo ello, en una extensa red asistencial con personal más formado,  una estructura con  gran potencial que está siendo “administrada” más que gestionada, en ausencia de un liderazgo clínico en los equipos capaz de gestionar la “producción” y sus resultados.

domingo, 11 de mayo de 2014

Entrevista sobre APS a Verónica Casado


Esta entrevista forma parte de una serie realizada entre septiembre y diciembre de 2013 a 28 personas, buenas conocedoras de nuestra atención primaria. Hasta que no se recibieron todas ellas no se empezó su publicación semanal en este blog a partir de enero de este año. Más información aquí.

1) ¿Cómo describirías en menos de 300 palabras la situación actual de la atención primaria en España? Mal. Está mal y va mal. Las grandes reformas iniciales de la Atención Primaria (AP), legislativas, estructurales, organizativas y formativas, consiguieron un sistema más equitativo, más efectivo, más eficiente y viable. Pero su retroceso en financiación, recursos humanos y las barreras en el Sistema a la accesibilidad financiera (copago, ruptura del aseguramiento universal), organizativa (cierres de servicios) y geográfica (alejamiento de los dispositivos) tendrán impacto inicialmente sobre la salud y posteriormente sobre los costes. La crisis podría haber sido una oportunidad para cambiar la tendencia, sin embargo como todas y cada una de las crisis previas en este país refuerzan el hospitalocentrismo y se alejan del marco legal de la AP como función central del sistema. Y además, lo más preocupante es que esta última crisis solo ha servido para cambiar la orientación del sistema sanitario. Un buen sistema de salud debe estar orientado hacia la salud no al control de costes, siendo el primero siempre más barato como demuestra la comparación internacional de PIBs sanitarios, según tipo de sistema. Para orientarlo a la salud se precisa un sistema integrado y planificado de salud, dónde la Administración gestiona la calidad y participa en el gasto, con enfoque a largo plazo, basado en evidencias y con una AP central fuerte trabajando por y para una población informada y formada y participativa con su sistema y su salud. Sin embargo se mueve hacia una tendencia entre un sistema de control de costes para la Sanidad Pública (tratamientos a corto plazo de enfermedades, con una administración centrada solo en el control costes, que limita el acceso y con poca inversión en tecnología  y en prevención), conviviendo a su vez con un Sistema de Mercado, cada vez más fuerte (con mucha inversión en tecnología, poca inversión en prevención (sobre todo primaria), con mucha medicina defensiva y donde la satisfacción del usuario determina el modelo). En este entorno la AP empeora su situación por lo que actualmente está aún peor financiada, planificada y gestionada. Desde hace muchos años hay sólidas evidencias que demuestran que a más médicos de familia tiene un sistema mejor son sus indicadores de salud (mortalidad por todas las causas, por cáncer, enfermedades cardio y cerebrovasculares…) Y Kringos (2012) nos demuestra que la influencia del número de médicos de familia (MF) es tal, que incrementos de 1 MF/100.000 habitantes se sigue de descensos de la mortalidad de 0,65/100.000. Toda la inversión en recursos humanos ha sido absorbida por el segundo nivel. Y al adelgazar ahora la AP se volverá a pensar que se necesita nuevamente reforzar el segundo nivel, que nuevamente se verá abocado a no poder solucionar los problemas de salud de la población y además tendremos que oír: ¡Ves, como la AP no funciona!.

domingo, 4 de mayo de 2014

Entrevista sobre APS a José Ramón Repullo


Esta entrevista forma parte de una serie realizada entre septiembre y diciembre de 2013 a 28 personas, buenas conocedoras de nuestra atención primaria. Hasta que no se recibieron todas ellas no se empezó su publicación semanal en este blog a partir de enero de este año. Más información aquí.

1) ¿Cómo describirías en menos de 300 palabras la situación actual de la atención primaria en España?


2) Prioriza los TRES problemas principales que tiene en la actualidad la atención primaria en España. Intenta describir con menos de 100 palabras cada uno de ellos.
·       Primer problema (< 100 palabras): Recursos: tanto propios como los que pueda movilizar en beneficio de sus pacientes, tales como interconsultas y sesiones con especialistas, y movilización de servicios socio-sanitarios y sociales.

·      Segundo problema (< 100 palabras): Organización: auto-organización flexible, mayor delegación entre profesiones, reforzamiento TICs y personal apoyo administrativo, simplificación de circuitos… todo muy conocido, pero con avances lentos o inexistentes.

·       Tercer problema (< 100 palabras): Cultura sanitaria: el peso del especialismo flexneriano (fragmentación vía hiper-especialización) y la fascinación tecnológica erosiona la autoimagen, la imagen intraprofesional y finalmente la de los medios y el público; sólo el paciente que tiene un buen médico y una buena enfermera en atención primaria sabe que tiene un tesoro… pero un tesoro escondido.